Por Kim Chae Hwan
Traducido por Josue de Juan
Fuente http://www.dailynk.com/english/read.php?num=14626&cataId=nk01500

Los comerciantes chinos han estado expresando críticas sobre sus socios comerciales norcoreanos por hacer demandas irrazonables, incluso mientras el país está sujeto a sanciones económicas. Los comerciantes señalan que los funcionarios sólo están interesados ​​en ganancias personales, mientras que los norcoreanos comunes enfrentan problemas cada vez mayores con la seguridad alimentaria.

Por ejemplo, dijo una fuente cercana a los asuntos de Corea del Norte en China, un funcionario del cuerpo de guardias fronterizos pidió a un comerciante chino carne y variados de cerdo de alta calidad.

“El comerciante se rió y accedió a enviar el producto después de algunos días mientras hablaba con el funcionario por teléfono. Pero luego le dijo a sus amigos lo sorprendido que estaba por la petición. Fue un poco irrazonable comprar alimentos de cerdo de alta calidad cuando los norcoreanos corrientes les es difícil alimentarse a sí mismos “, dijo.

“El comerciante cargó un camión con la alimentación de cerdo solicitada, pero se deprimió cuando pensó en los residentes de Corea del Norte y cómo los funcionarios ignoran sus necesidades. Dio la vuelta diciendo, ‘¿Son estos funcionarios norcoreanos humanos?'”

Según la fuente, estos comerciantes chinos han estado haciendo contrabando de arroz en Corea del Norte durante años. Han llegado a entender los recursos financieros de la media de Corea del Norte y lo encuentran desconcertante cuando los funcionarios hacen solicitudes de materiales de alta calidad.

Sin embargo, la mayoría de los comerciantes sienten que no están posición de rechazar las solicitudes. Ponerse en el lado equivocado de estos poderosos individuos tendría repercusiones negativas para los negocios en el futuro.

“Los funcionarios norcoreanos ejercen su influencia sobre los comerciantes chinos. Ellos usan sus relaciones para entrar en el negocio. Las esposas de los funcionarios aumentan la producción alrededor de cinco cerdos al año usando piensos de alta calidad. A continuación, venden la carne a un precio alto”, dijo una fuente en la provincia de Pyongan Norte.

Añadió que el hecho de que la cría de animales no sea su principal fuente de ingresos es otro tema de controversia. El negocio secundario sólo les proporciona otra forma de acumular riqueza.

“Cuando los oficiales superiores de los funcionarios tratan de reprimir estos métodos ilegales, los funcionarios dicen que simplemente están criando cerdos para sus propias necesidades”, explicó. “Pero si ese fuera realmente el caso, no tendría sentido para los funcionarios pasar por todos los problemas de obtener alimentos de calidad superior desde China”.

Debido a la escasez crónica de alimentos en Corea del Norte, la alimentación animal de baja calidad es la norma. En contraste, la alimentación animal de China contiene una mezcla de soja y maíz, y los animales que comen esta mezcla generalmente crecen más rápido.

* Editado por Lee Farrand

Anuncios